El modelo Initial Stake Pool Offering

image

El modelo Initial Stake Pool Offering, (ISO o ISPO) consiste en financiar un proyecto de desarrollo mediante la creación de un stake pool, estableciendo un margen variable muy alto, o incluso del 100%, mediante el cual los desarrolladores cobran todas las recompensas de la validación de bloques, y entregan a cambio tokens del proyecto a sus delegantes.

Este modelo novedoso, fue diseñado por el equipo de SundaeSwap, en abril de 2021, que hasta ahora no implementó, ya que postergó en dos ocasiones su stake pool. Luego, MELD aprovechó el diseño y desde el mes de julio de este año, inició su campaña de financiación. Por último, MinSwap, recientemente, desarrolló una actualización sobre este modelo, llamado Fair Stake Pool Offering (FISO), mediante el cual un algoritmo distribuye en forma justa los tokens entre sus delegantes, según sus desarrolladores.

Para entender mejor el modelo, primero te voy a explicar, en forma breve, el modelo de incentivos para la validación de bloques, en Cardano.

En el consenso Proof of Stake (PoS), los transacciones son validadas e incluidas en bloques en la blockchain. Los validadores son nodos en la blockchain, con el objeto de verificar las operaciones según el algoritmo de consenso, encriptación mediante. Cada vez que un nodo es designado como líder de slot, está habilitado para forjar un bloque y cobrar recompensas. La selección del nodo (stake pool) por parte del protocolo, ( Ouroboros en el caso de Cardano ), depende entre otras variables, la delegación, que es el más importante parámetro para aumentar la suerte en el sorteo de slots. Los delegantes, aquellos que no son operadores de stake pool, son quienes con sus ADAs, quieren participar en el consenso de red (no están obligados), y le dan poder al pool que eligen, para aumentar su suerte en la elección validadora. Los delegantes ceden su poder a un operador de pool, a cambio de recompensas.

Ahora bien, siguiendo con el modelo ISPO, si el margen variable establecido por el operador del pool es del 100%, el protocolo Ouroboros deja todas las recompensas en sus manos, luego de descontar el costo fijo, que también lo cobra el operador, y que de mínima hoy día, por protocolo, es de ₳340, pudiendo ser mayor según decida el propio operador del pool. En estos casos, los delegantes no recibirán recompensas en ADA.

Si el margen variable es menor al 100%, el protocolo Ouroboros distribuirá, luego de descontar el costo fijo, el porcentaje al operador del pool, y el saldo entre sus delegantes. En este caso los delegantes reciben algo de ADAs por recompensas.

En el protocolo de consenso Proof of Work (PoW), donde la validación de bloques la realizan los mineros con poder computacional, no existe la participación por delegación, y por eso no es posible financiar proyectos con este modelo ISPO. Por eso, este modelo ISPO no existe en Ethereum, el mayor mercado DeFi en la actualidad, ya que tiene consenso PoW (su migración al consenso PoS está en curso).

Para poder entender el poder de financiación del modelo ISPO, debemos analizar cuánto ganan los operadores de stake pool por firmar un bloque.

Consideremos que el proyecto lo van a financiar con el 100% de lo cobrado por recompensas, es decir que el margen variable será del 100%, más el costo fijo, habitualmente, ₳340. En este formato, como expliqué, los delegantes no recibirán ADAs sino tokens del proyecto de desarrollo. También asumamos que ese stake pool llegará a su máxima capacidad de delegación sin llegar a saturarse, o sea de aproximadamente ₳65 millones, actualmente.

Mostraré como ejemplo real, uno de los stake pools de Binance, con la máxima delegación posible, en el límite de la saturación, para cotizar las recompensas por epoch.

En este caso, BNP tiene margen variable del 6%, pero como asumimos que el stake pool, para su ISPO, será del 100% de ganancias, entonces simplemente debemos sumar todo lo que recibe el operador y los delegantes (porque no recibirán ADAs, y todo se lo lleva el operador).


Así podemos ver un promedio de ₳730 de recompensas totales por bloque, aproximadamente (sumando las recompensas del pool y las de los delegantes y dividiendo por los bloques producidos).

Luego vemos, que si bien la cantidad de bloques por epoch varía entre 60 y 80, podemos tomar el mínimo de 60 bloques para ser prudentes en nuestros cálculos de análisis.

Así llegamos a concluir que, un stake pool con su máxima capacidad de delegación, sin saturar por encima del 100%, aproximadamente, puede firmar al menos 60 bloques por epoch, cobrando una recompensa total de ₳43.800 de promedio mínimo.

Si comparamos lo presupuestado por los distintos proyectos en Catalyst, para desarrollar un DEX, vemos que la recaudación de fondos para financiamiento es muy superior en el modelo ISPO.

MELD en su propuesta, solicita fondos ISPO durante 32 epochs, y hoy día registra 8 pools, de los cuales 7 registran margen variable del 100% y 1 del 50%.

Las ganancias de esos 7 pools (al 100% de las recompensas), durante 32 epochs ascienden a más de ₳9 millones, más de U$12 millones a la cotización actual, si consideramos que logran la delegación ideal en éstos.

MELD promete distribuir sus tokens luego de esas 32 epochs de recaudación, el 8 de diciembre de 2021.

MinSwap — Multi-pool DEX, otro de los que está por implementar este modelo de recaudación, en su propuesta en Catalyst FUND5, solicitó (solamente) U$37.500.

Un proyecto con gran desarrollo, como Liqwid Finance, que ganó el FUND2, y recibió financiación, solicitó U$ 38.500.

Dejo así planteada la diferencia de fondos, tan notable, entre Catalyst, el modelo de gobernanza de Cardano para financiar proyectos con votos de la comunidad, y el modelo ISPO.

Podemos preguntarnos si este modelo es ilegal, y la respuesta es que no, ya que no vulnera el protocolo de la red, sino que utiliza el consenso, con el conocimiento y participación de sus delegantes, que aceptan ceder sus recompensas en ADA a cambio del token de un proyecto, con la cotización de cambio que los desarrolladores proponen. Vale decir, que Ouroboros distribuye las recompensas tal como se establece en la configuración del stake pool, y los delegantes aceptan la misma.

También podemos preguntarnos si este modelo ISPO es ético, ya que utilizar el consenso de una blockchain para fondear proyectos particulares, no es para lo que fue pensado el protocolo de validación.

La respuesta a esta última pregunta, es tuya.

Traducción @arielfavio The Initial Stake Pool Offering model

3 Likes

Tremendoooo artículo Ari, gracias :clap:, entendí y aprendí un montón de cosas…

2 Likes