🇪🇸 Poder de Elección | NBTV 30 Sep 2021

:es: Transcripción al español de un fragmento de “Charles Hoskinson: Cardano, Crypto Toxicity, & Institutional COLLAPSE”

Del minuto 00:52:27 al 00:57:56 del video original

Publicado en el canal de Youtube Naomi Brockwell: NBTV el 30 de Septiembre 2021

Enlace a la versión doblada al español


Charles: Lo que es asombroso es que nadie parece utilizar el sentido común para pensar en esto. Lo primero que te enseñan las matemáticas es a argumentar por analogía. Así que tenés problemas súper difíciles en matemáticas. No podés solucionarlos, así que lo hacés es decir “¿cuál es un problema más simple, que de alguna manera es similar?, y si lo solucionás te enseña parte del problema que quiero solucionar. De vez en cuando tenés suerte y te muestra un camino para solucionar el problema más difícil. Y decís “bien, ¿habrá una criptomoneda?”, ¿hay alguna cosa, algo, en la historia de la humanidad?, ¿hay un idioma, hay una religión, hay una orientación sexual, hay un qué?, no. Los seres humanos son criaturas de especie, diversidad de vida y vibración. Siempre amamos el hecho de que tenemos un montón de elecciones. Si vas a una tienda de alimentos y ves sólo un cereal para el desayuno, decís “necesito dejar este país soviético e ir a un lugar que es sensible”. Porque decís “quiero ver frutas, cosas variadas, quiero ver competencia real, porque quizás me despierte y quiera azúcar, quizás me despierte y quiera fruta al día siguiente. De manera similar, cuando pensás acerca de criptomonedas, debido a que estas tecnologías que son mucho más serias que el movimiento de paquetes de datos, están hablando acerca de la manera en que nos expresamos, la manera en que nos asociamos, en que comerciamos. Esto es profundamente personal como una religión, como la vestimenta, o como lo son los idiomas. No hay manera de que puedas lograr consenso ubicuo en una colección de compensaciones. Cada protocolo tiene su propio conjunto de compensaciones, das algo, ganás algo. Algunas personas están bien con eso, para otro grupo de gente está mal. Lo que tenés que aceptar es una internet de blockchains. Lo que tenés que hacer es dar un paso atrás y comenzar con el fin en mente, el consumidor, y decir “¿cuáles son las experiencias, 5, 10, 15 años a partir de ahora que queremos ver?”. Por ejemplo en concepto de billetera universal, yo quiero, en 2030, ir a Starbucks, McDonalds, o algún lugar, tengo mí teléfono, dicen “esos serán 11 dólares”, realizo el pago, y yo pago en el activo que quiera, y de alguna manera se les paga en el activo que ellos quieren. Así que tengo plata tokenizada, en mí teléfono, tengo millas aéreas, tengo capacidad de datos de una ISP, tengo titularidad fraccionada de mí casa. Tengo toda clase de porquería, y hay algún mercado en algún lugar que ha sido capaz, debido a esta asombrosa utopía cripto, que de alguna manera transforma lo que sea en Euros, Pesos, o dólares, o quizás si estoy realizando gestión de tesoro para una compañía dicen algo como “hey, tomemos una posición en las acciones de Microsoft”. Sus clientes de hecho están haciendo eso, así que cuando vas a Starbucks, están comprando cosas para todos los Starbucks en Detroit, cuando están aceptando pagos de hecho están comprando acciones por dos horas en Microsoft. Este es el mundo que muy rápidamente podemos habilitar, completamente en un teléfono celular, completamente fácil. Yo pago en lo que quiero, a ellos se les paga en lo que quieren, es sú asunto, es mí asunto, a nadie le importa, hay descentralización en el medio. Ese es un fin mágico y asombroso porque ya no estamos a merced de un banco fortune 500, de un gobierno, o control de capital, o inflación u otras cosas. Yo puedo construir mí riqueza en el lugar que yo quiera. Si me preocupa que el dólar se esté cayendo a pedazos, puedo tener madera tokenizada dentro de mí portfolio, puedo hacer toda clase de locas porquerías, está ahí y el costo para realizarlo es nada. Y está igualmente disponible para Bill Gates como lo está para el granjero de café en Etiopía, ambos tienen el mismo sistema.

Lo mismo puede ser para la utilización de tu teléfono celular, yo tengo un teléfono, tengo un pequeño dial de un lado, yo podría decir que sólo quiero gastar cinco dólares al mes para acceso al teléfono. Del otro lado podría decir que no me importa lo que gasto, pero quiero tener velocidad 5G, velocidad máxima, siempre conectado, Roaming entre las redes para la que sea me de la mejor señal, porque soy un tipo de súper negocios, necesito que nunca se pierda una llamada, ok. Bueno, ¿por qué no tenemos esa experiencia?, debido a los monopolios telco, los silos. Resulta que la misma cosa, el mismo conjunto de tecnología que te permite tener esa primera cosa, la billetera universal, te permite tener ese dial en tu teléfono, también te permite realizar las elecciones de estados nación.

Así que, yo soy un político, estoy haciendo algo muy controversial, digo “¿qué piensa la gente?”, hacés clic en un botón. De repente aparece un token NFT de votación en tu teléfono, y hay una pregunta “¿pensás que deberíamos hacer esto, si o no?”, sí va a una dirección, no va a otra dirección. Acabás de encuestar a toda la nación, instantáneamente, con un ratio de votación del 80, 90%, gratis. La misma tecnología que permite eso, permite el dial que permite la billetera universal. Simplemente continuás caminando uno tras otro, tras otro. Y por cierto, son todos abiertos, son de código abierto, libre de patentes, participación igualitaria. Y las económicas están construidas de una forma donde los costos decrecen, la calidad aumenta, la velocidad, eficiencia, rendimiento, todas estas cosas mejoran. Y se vuelven más universales, y eso significa que los menos entre nosotros tienen el acceso al mismo sistema que el mejor entre nosotros, los ricos entre nosotros, los más privilegiados entre nosotros, en la sociedad. Nunca hemos tenido un momento en la historia de la humanidad donde ese haya sido el caso, siempre ha sido la proximidad a la riqueza y poder lo que decidió tu estatus y peso en la vida. Cuanto más lejos estés de ello, más probabilidad de estar trabajando como esclavo en una mina de hierro. Ahora vivimos en una situación donde vivís en cualquier lugar del mundo, sin importar dónde naciste, la lotería geográfica, vas a tener acceso al mismo sistema que tiene el rey. Eso es mágico, ese es el mundo que yo quiero.

1 Like